Translate

29 de junio de 2016

UNA ETERNA DESPEDIDA

Fue una eterna despedida,
como se despiden todos
los amaneceres de la noche.
Siempre esperando ver
una nueva aurora en tus ojos.
Sin entender, que cada minuto
que pasábamos juntos,
tú me estabas diciendo adiós.
Relegándome al olvido.
No me mataste de golpe,
lo fuiste haciendo por trozos,
deshaciendo un puzle que costó
tiempo montar. Deshilando
sueños, rompiendo mis huesos
desde un silencio de sepulcro.
Y aun así, pagaría con gusto
a la muerte por un último beso

© María Luisa Domínguez Borrallo
© Imagen de la autora