Translate

22 de julio de 2016

SUCEDE

Sucede que te miro
y me anclo en tus ojos,
que me vuelvo manos,
corazón y dedos
que quieren cruzar
tus desiertos.
Sucede que me pierdo
si no me pierdes,
y que si te pierdes tú,
siempre te encuentro.
Sucede que me aprietas
las ganas y que la imprudencia
asalta las fronteras de la razón.
Y los bosques se tornan rojos,
torpes los gestos, inmediatos.
Mis células reaccionan a tu ADN
y mi dirección IP deja de usarse
en una sola computadora.

©
María Luisa Domínguez Borrallo 


© Fotografía de Jorge Lázaro